jueves, 15 de noviembre de 2007

A mal tiempo, buena cara

Muchos nos preguntábamos qué demonios estaba haciendo la Ministra de Fomento que no daba la cara después del desastre de los barceloneses socavones. Hoy, gracias a la edición digital del diario El Mundo, ya tenemos la respuesta. Y es que, por lo visto, ella misma estaba en obras.

Se hizo un lifting para poder dar la cara. Se estiró los pellejos como si los pellejos estirados pudiesen disimular la incompetencia que de serie le viene a esta señora.

La ministra ha declarado que no dimitirá
ya que tiene mucho poderío en el c... metío.


O eso o en uno de los muchos socavones del trenecito han descubierto la fuente de la eterna juventud, que también puede ser.

Y aquí lo dejo, pues todo esto me está quedando un poco, un poquito, tomatero.

Corolario: quien vale vale y quien no se hace un lifting.

4 comentarios:

zprisima dijo...

Parece ser que primero tenía que arreglar los socavones de su cara,antes de meterse en vena con otros que no corren tanta prisa.

Esta señora puede pasar a la historia. Al parecer, los cimientos de la sagrada familia de Barcelona, pueden verse afectados por las nuevas obras del AVE. Lo cual supone especial preocupación para el arquitecto de la ampliación.Ésta señora, puede ostentar el mérito de ser la primera ministra empeñada en cargarse uno de los grandes monumentos arquitectónicos.Supongo que se habrá arreglado la cara, por si tienen que hacerle la ficha al meterla presa.Estaremos atentos.

http://www.sossagradafamilia.org/castellano/index_castellano.html

Picaud23 dijo...

Pues se le jodio el lifting o como se llame por que cuentan que entro el tren en el tunel del guadarrama y salio envuelto en una nube de polvo y poco mas y se ahogan todos.

Zarrapastrosa dijo...

Ya se ve la manera de hacer oposición de la basura de diario El Mundo, más preocupado de la salsa rosa que del debate que al ciudadano importa. Claro que a algunos, ya se sabe, les interesa más el lifting de la ministra. Y luego hablan de la telebasura...
mírense al espejo antes de escribir tantas sandeces.

Montag dijo...

Al ciudadano le importa, creo yo, conocer a sus gobernantes. Que una ministra que siembra desastre tras desastre se dedique a tales frivolidades con lo que está pasando con sus trenecitos a mí me importa.

Me importa porque lo dice todo de la ministra en cuestión.

Y ahora yo le pregunto: ¿quién habla de la Telebasura y qué dice al respecto?.